lunes, 25 de noviembre de 2019

Hoy

"Si me matan sacaré los brazos de la tumba y seré más fuerte" Minerva Mirabal

Se desploma la ganancia en los mercados
y los bonos no han dejado de caer,
los ministros del gobierno van al paro
continuando con la huelga de anteayer.
Han cerrado la mansión de Gran Hermano
(nadie quiso solventar el alquiler),
y en el tren de las catorce menos cuarto
ya no cabe la mitad de un alfiler.
Rueda el mundo cuesta abajo,
cuatro tipos, convincentes, por la radio,
pronostican que mañana va a llover.
Se disputan las miserias dios y el diablo
y hoy anuncian en la tapa de los diarios
que no ha sido asesinada una mujer. ©

Del libro Oceanario / "25 de noviembre, Día Internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres.

domingo, 24 de noviembre de 2019

Me duelen estas manos

Me duelen estas manos de no usarlas contigo
en horas abundantes de luna desvelada,   
los besos afiebrados de escándalo y abrigo
que rondan tu mirada.
Me duelen estos labios de culpas y castigo
(insomnes centinelas de cada madrugada),
el ánimo doméstico de voz con que persigo
recuerdos de la nada.
Me duelen tantas cosas de ti que no conoces,
el íntimo exorcismo de besos y de bocas,
oscura penitencia del celo de los dioses
en todo lo que tocas,
la lluvia del otoño y el peso con que digo
me duelen estas manos de no usarlas contigo. ©

Del Libro Oceanario - Carlos Casellas
Recitado en el Tortoni y Radio UAI

jueves, 21 de noviembre de 2019

Mujeres

Admirativamente

Fuimos musas, militantes, mensajeras,
pecadoras, puritanas, heroínas,
aprendices, penitentes, hechiceras,
libertarias, adivinas,
amazonas, marilines, misioneras,
pitonisas, ifigenias, celestinas,
benazires, inocentes, milagreras,
mataharis, alfonsinas,  
artesanas, odaliscas, mirabales,
isadoras, celestiales,
con exceso de pudores y deberes, 
artemisas, magdalenas, giocondanas,
proletarias, soberanas.  
Simplemente fuimos todas las mujeres. ©

Incluido en los libros Llevarás y Oceanario.
Recitado en el Tortoni, el Montserrat y el Manzi.

miércoles, 20 de noviembre de 2019

Abyecta fila india del espanto

Se deslumbra con hombres eventuales
que avinagran el júbilo del gozo,
procaz agitación de altanería
oculta en un cubil de versos viles.
Bufones de arrogancia decadente,
como títeres sueltos de las manos,
morando los confines de las sombras
que llevan al umbral de los infiernos.
Abyecta fila india del espanto,
hilera de poetas aprendices
abandonad la presa.

En tanto el bien amado de sus sueños,
ajeno a tal asunto,
vigila el crecimiento de la rosa. ©

Del libro Oceanario - Carlos Casellas
Recitado en el Tortoni y Radio UAI

lunes, 11 de noviembre de 2019

Connubio

Mujer nupcial que estrenarás conmigo
pechos de miel y pubis de avellana,
virgen rubia de luz, vestal pagana
de la siembra y el trigo.
Letanía de premios y castigo,
embrujo del Edén y la manzana,
febril Eva liviana
que concedes la dicha que persigo.
Torrente vertical en donde pruebo
el nuevo
zumo espeso de tu fuente.
A cántaros de sed avariciosa,
en pos del espejismo de la rosa
de pétalo inocente. ©

Del libro Llevarás en la piel.

Recitado en el Manzi y el Café Montserrat.

sábado, 9 de noviembre de 2019

Bucanera ( hoy toca cuento náutico)

"Amor no es literatura si no se puede escribir en la piel' (JMS)

La sirena de ultramar y el pez martillo
(como luz dominical que se derrama),
se desnudan al costado de la cama
de la frente hasta el tobillo.
Cual si fueran los extremos de un ovillo,
van tejiendo los hilvanes de la trama,
letanía de oro y llama
que repite su marítimo estribillo.
En la última embestida de la ola
la sirena mueve el fleco de su cola
y se eriza ciegamente de bravura.

Fuego lento que los quema sin apuro,
fatalismo de un conjuro.
Lo demás, sin excepción, literatura. ©

Del libro Oceanario.
Foto: Marvelous.

Recitado en el Manzi y el Café Montserrat.

jueves, 7 de noviembre de 2019

Horizontal

Eres desnuda,
lo mismo que una estrella
que nadie alcanza © 

Mujer horizontal, amante plana,
diluvio de solsticio de verano,
amor, impulso llano
que a gajos de ternura se desgrana.
Tendida sobre el fin de la mañana,
vestal de un dios romano,
de cántico litúrgico y profano,
más vívida que el aire y más liviana.
Yaciente como un sol recién dormido,
estruendo de doméstico latido
que tizna de agua dulce lo que toca.
Al goce de mis labios ofrecida,
lo mismo que la vida
decúbito febril sobre mi boca. ©


Del libro Llevarás en la piel
Pintura: Eduardo Urculo 
Recitado en el Manzi y el Montserrat

miércoles, 6 de noviembre de 2019

Nadie

Desde el olvido
un conjuro de letras
hila tu nombre.

Nadie dice tu nombre
con esta santidad con que lo enuncio
frente al altar profano de la noche,
igual que una plegaria de perjurio.
Azul vocabulario de los dioses,
te nombro y te desnudo 
con las manos festivas de canciones
y los labios de besos absolutos.
—Amor, digo tu nombre
con porfía de llantos y diluvios,
como parte esencial de mis labores.
Liturgia religiosa de un conjuro
de millares de voces
que atenazan mi nombre con el tuyo. ©

Del libro De diluvios y andenes.
Recitado en el Tortoni y el Montserrat.