martes, 5 de junio de 2012

Che Cenicienta






















Papusa de percal, che Cenicienta,
sembrada de plantón en la cocina,
con la pilcha toraba de fajina,
haciendo de mucama y de sirvienta;
la madama del cuento te atormenta
jeteando de madrastra jacobina
y te pone a lijar con piedra china
el sopi de la casa polvorienta.
Se parla de un bailongo en el castillo
donde el hijo del Rey con alto brillo
designarárá mujer para su goce.
Aprontes de champán y contentura
y después del amor la mishiadura,
diez minutos pasados de las doce.

Incluido en el libro De diluvios y andenes.

23 comentarios:

Carlos dijo...

Hace mucho que no dejaba un soneto lunfa, vaya pues el cuento de la Cenicienta en versión rea y malandra. :)

"y después del amor la mishiadura...".

Alma naif dijo...

Me encantó... justo que pensaba en hacer milanesas... que bueno lo tuyo Carlos!!!
Besos a tu alma!!!

Carlos dijo...

Alma, cuántos cuentos sin vernos!!!, espero que estés bien.

Para hacer milanesas todo argumento es bueno. (siempre y cuando invites, por aquello del sapo, vio) :)

Tranquilino González dijo...

Me encanta. Edmundo, creo, la hubiese cantado con gusto. Un abrazo.

Carlos dijo...

Si me la cantaba Edmundo me moría. :)

En Diluvios hay muchas historias en lunfardo.

Un abrazo, don Tranquilino.

G a b y* dijo...

Qué bueno reencontrarte! Y bien, por qué no un cuento de Cenicienta más rioplatense? y encima en verso!...
Una joyita!
Besos desde el otro lado del río:
Gaby*

Carlos dijo...

Qué hacés perdida, mi charrúa del alma, mi orientalita próxima, :)
cómo dice que le va?

En realidad el cuento ocurrió en un yotivenco de la Boca, pero los hermanos Green, nos afanaron la historia. (gringos) :(

Un beso grande.

(creo que he visto una luz
al otro lado del río)

María Bote dijo...

Genial, amigo poeta. Me encanta lerte.

Besos. María

Carlos dijo...

Muchas gracias María, siempre tan entusiasta en tus comentarios.

Un beso grande.

Patricia 333 dijo...

Papusa de percal, che Cenicienta,
sembrada de plantón en la cocina,


Recuerdo muy bien este Soneto , hay
veces que me siento cenicienta


Besos antes de las 12

Carlos dijo...

Entonces seguramente algún día aparecerá un Príncipe.

Sólo deberás calzar el zapatito correcto. :)

Un beso.

Sandra Montelpare dijo...

Me encanta esta versión. Hay palabras que tienen un matiz que no pueden ser reemplazadas ni por cien, como "mishiadura". Excelente. Saludos van!

Carlos dijo...

Hola Sandra, si te desuidás, la versión rea es más creíble que el cuento del zapatito y el príncipe de la medianoche. :)

Besos van.

tita dijo...

Delicioso este poema en lumfardo,aún tengo que descifrar palabras,pero me encanta ésta cenicienta,voy a ver si pierdo el zapatito y hay algun principe que lo encuentra.
Me gustará que lo recites algún dia.
Un beso.

van dijo...

Empezar el día con tu ternura lunfa me encanta!

Creo que todas alguna vez nos hemos sentido cenicienta.

Besos milesss (desp vuelvo y sigo para abajo).

Carlos dijo...

Ana, te he dejado tarea para el hogar. :)

De vez en tanto está bueno perder adrede el zapatito para hacer realidad el sueño del Principito. :)

Un beso.

Carlos dijo...

Van, nada mejor que un cuento para empezar esta mañana destemplada y tristona.

Un beso.

tita dijo...

Tu tarea va,ya te cuento.
Nu beso

Carlos dijo...

Ana, me refería a tratar de descifrar las palabras en lunfardo que no sepas. :)

ŜhЄrezάđξ dijo...

Me lo he leído 3 veces y no deja de en_cantarme.

Besos.

Carlos dijo...

Shere, ten cuidado, si lo lees cinco veces quedarás hechizada para siempre. :)

Un beso grande.

Patricia 333 dijo...

Principes hay muchos y uno que otro Rey, es la cenicienta que tiene un corazón cobarde :(

Besos por la tarde, escuchando a Sabina ya que Alexita no esta en casa se fue con la otra abuelita

Mas besoss !

Carlos dijo...

Hay muchos, si, pero pocos valen la pena. :)

(poetas habemos pocos) jajaja.

Un beso.

(Alexita debiera escuchar a Sabina de chiquita)