martes, 14 de junio de 2016

Contraseña (contrasueño)

"Siento que me deshabito para habitarte"

Una mujer se duerme lejos mío  
y en el sueño que sueña
del abismo del alma se despeña
y se arroja al vacío. 
Lo mismo que la estela de un navío, 
torrencial y pequeña, 
memoriza sin fe la contraseña
del secreto lenguaje del rocío.
En la verde llanura de su cama
espesa se derrama  
y en arcilla de barro se convierte.
Se desnuda ante mí (que estoy tan lejos) 
y rompe los espejos  
para cambiar el sino de su suerte.
 
Del libro Oceanario.

18 comentarios:

Carlos dijo...

Mi cálido abrazo para todos quienes pasan por aquí a leer.

Que ojalá sea un buen año para todos.

esos y abrazos según corresponda.

Carlos dijo...

Sandra, por si pasas a leer, una duda, ese "lejos mío"del poema, en vez de lejos de mí, es un barbarismo. un argentinismo. un masímedalomismo, puede ser considerado como una licencia poética, en fin, dudas estivales, por lo cual recurro a mi profe favorita.

Besote.

Sandra Montelpare dijo...

Hola, Carlos jaaaa no te atajés jaaaaa Acabo de lanzar una guarra carcajada que no condice con la lectura en voz alta que terminé de hacer.
Sé lo que es una licencia poética, en este caso para ajustar el verso a la métrica, vamos.
Me mordió un perro en el c... cuando venía caminando de los 6,5 k diarios así que como estoy en pleno tratamiento antirrábico - todavía no inmunizada - largo espuma por la boca y puede salir una lectura un tanto cargada de rabia jaaaa nAH Ya me descargué con un post catártico en ponete...
Al soneto:
me gusta mucho la imagen boca - balcón. Se te ocurre cada cosa, Casellas! Bien por el polisíndeton, mucha cadencia le da.
La cadena semántica viento / llama / lumbre /rocío, pipí cucú.
Saco promedio y admito (est´´a muy mal que te lo diga porque es desmerecer todo tu trabajo) que los más complejos en cuanto a su factura y mejor logrados son de Oceanario. Por otra parte eso demuestra tu madurez poética.
Me explayé, ¿esta locuacidad obedecerá a las vacaciones o a la mordedura del petiso orejudo en versión canina?
Beso

Carlos dijo...

Humo, Sandra, dicen que,los perros buscan siempre las partes más sustanciosas.

En cuanto ami duda, tengo muy en claro que la expresión correcta es lejos demí, por eso te consultaba acerca de la existencia de alguna regla que contemplase el lejos mío.

Yo amo Dediluvios y andenes, lo mismo que Oceanario,así que o puedo hacer preferencias. Jejé.

Espero que la mordedura no tenga implicancias posteriores.

Besote.

Sandra Montelpare dijo...

Se cortó la luz y no hay nada para hacer que no sea leer en fuente 4 del celular con el calor agobiante de Baires. Consultando el panhispánico de dudas y el manual de español urgente,para que te quedes tranquilo, (o intranquilo, qué importa) no puede usarse posesivo con un adverbio pero se hace referencia a su uso extendido en la oralidad.
Igual, releyéndolo esa lejanía reforzada en el primer verso del primer cuarteto y en el primero del último terceto se enlaza perfectamente con la idea de deshacerse. Creo que en el soneto que colgaste la semana pasada también estaba esa imagen deshacer /desvanecerse en la mano, no? Lo inasible, lo que escapa, en más de un soneto tuyo.Así que más allá de lo quediga la letra muerta de la gramática, el soneto está impecable.
Beso

María Bote dijo...

Bellísimo, Carlos. Es un lujo venir a leerte. También mis mejores deseos para ti en este recien estrenado año, amigo.

Besos. María

tita dijo...

Yo se que tu no puedes hacer preferencias entre tus libros y lo comprendo ,pero ya te he dicho mas veces y estoy de acuerdo con Sandra que OCEANARIO es un gran libro,con unos sonetos maravillosos como este ultimo,se te ve cada vez mas poeta,tu forma de ver los sonetos me encanta,cada vez de tu mano salen cosas mas grandes, eso lo vemos los que te seguimos hace años.

Y se que tu llegaras lejos querido amigo y no son adulaciones son realidades que ya estas viviendo.
Me encanto la imagen

Un beso grande

Carlos dijo...

Sandra que bajón lo de la luz, Buenos Aires no cambia más. :(

Agradezco tu explicación en la que por cierto ambos coincidíamos. desde lo previo. También es cierto que desde la oralidad la expresión no suena tan forzada.

En ambos sonetos como bien marcas está presente el término deshacerse, será que me condiciona ver la arena diluirse en el mar.

Beso de sana sana en el sitio de la mordedura.

Carlos dijo...

Gracias María, me alegra reencontrarse entre mis lectoras de este año.

Un beso grande para ti.

Carlos dijo...

Ana también es cierto que todos los libros son distintos, temáticamente el contenido de Diluvios es más variado, Oceanario es más íntimo. Pero ambos son bellos, muy bellos. Jejé.

Ojalá se cumplan tus predicciones.

Amo esa imagen, me parece bellísima.

Beso grande grande.

Carlos dijo...

Sandra releí los dos últimos sonetos y el verbo que manda es Deshacer, así que será esa la actitud que hoy me gobierna, la de ver que ciertas historias se están cerrando definitivamente. Es eso o es que el mar me pone húmedamente melancólico. Jejé.

Francisca Quintana Vega dijo...

Precioso soneto. Perdone que le diga siempre casi las mismas palabras...no por ello las considere menos sinceras. Si tuviera que elegir tres versos, me quedaría el 2,3 y 11 porque me encantan las figuras que contiene.
Mi cordial saludo.

Carlos dijo...

No tengo nada que perdonarte Francisca, al contrario yo agradezco la fidelidad de tu paso por mi casa, tu atenta lectura, tus elogiosos comentarios.

Aquí, de vacaciones no tengo tanto tiempo para leer otros blogs, pero me alegró mucho saber por FB, acerca de la edición de tu libro junto con tu marido, que sea con la mejor de las suertes.

Un beso.

Sandra Montelpare dijo...

Sí, tengo cierta m sí era deshacer, nomás. El mar es un ladino que me puede como pocos. Te pido un favor, mojá los piecitos en la orilla por mí que este año no fui y extraño eso, además de salir a correr a la mañana por la playa. Disfrutalo.

Carlos dijo...

Sandra, ambos encargos serán debidamente cumplidos, aunque tus piecillos no puedan compararse con los míos. :)

Beso grande como el mar.

Carlos dijo...

Aclaración:

El adverbio nominal es un tipo de adverbio que comparte las características de los nombres y de las preposiciones. Son los siguientes:

encima debajo delante detrás dentro fuera
enfrente alrededor cerca lejos antes después

Entre los rasgos característicos de estos adverbios está que los de lugar admiten en el uso la modificación mediante un posesivo pospuesto:

Tradicionalmente, este posesivo se ha tachado de incorrecto, pero la RAE (18.4n) no es tan tajante y reconoce el uso generalizado en la lengua culta del área rioplatense y la extensión, aunque en menor grado, de la lengua culta de otras zonas. No obstante, aclara que es un giro propio de la lengua coloquial, que no resulta recomendable para muchos hablantes cultos.

Rembrandt dijo...

“…Se desnuda ante mí (que estoy tan lejos)…”

No tan lejos, es desde la tierra que habitan los poemas que le escribe.

Sueña, se abre, se derrama.

REM

Carlos dijo...

rem, la poesía acorta toda distancia, sobre todo para aquellos que se derraman.