miércoles, 7 de diciembre de 2016

Arlés

En desorden de lánguida pereza,
un espejo, dos sillas,                                           salvaguardan las horas amarillas
donde Vincent se muere de tristeza.
Sobra tanto dolor en esa pieza
de oscuras pesadillas,
que en la tela no crecen las semillas
ni se puebla de verdes la belleza.

Y las tardes de Arlés de tanto cielo
que niegan el consuelo
del jazmín verdecido y el clavel.
Un enjambre de nubes se desgaja...
El pincel tiene forma de navaja,
la navaja, modales de pincel. ©

Del libro Llevarás en la piel.
"La habitación" - V. van Gogh.

53 comentarios:

Luz dijo...

No sabés lo que me emocionó este poema en particular. Don Vincent es mi artista favorito...Y sí, sobre esa silla sin dudas se sienta la soledad. A veces allí descansa mi sombrero en las noches.
:)
Un beso pincelado con tonos amarillos.

Carlos dijo...

Luz, a mi también Vincent me desnuda el alma.

Tras uno de sus intentos de autodañarse, recibe una carta de su hermano, preguntándole acerca de como se encontraba, a lo que él le responde que mejor, pero que "la tristeza durará para siempre".

Tu sombrero Luz, le aporta a la pieza una esperanza de luz.

Un beso grande.

Evan dijo...

Esa pintura provoca una sensación de soledad, que a mi me forma un nudo en la garganta.

No sabés como me emocionó este poema! Bueno sí, sabés...

Un besito de domingo!

Carlos dijo...

Es así Ev, ese cuarto tan despojado de todo es la soledad misma.

(si, conozco como te conmovés)

Un beso de noche en ciernes.

Carlos dijo...

...la soledad, quizás lo que le permitió al genio de los giasoles pintar esas maravillas.
Quizá también fueron la causa de su locura. En ese caso, bendita soledad.
Me identifico tocayo.
Merecido homenaje al holandés.

Fuerte abrazo.

Carlos dijo...

Tal vez sea sí, cumpa, y esa profunda sensibilidad que volcaba en sus telas, fuese la única manera que encontró para exorcisar a sus fantasmas.

Nadie como él intentó desde la luz de sus pinturas abandonar el territorio de sombras que le atenazaba la garganta.

Después de él, los colores nunca fueron los mismos.

Buen cierre de semana en tu Ecuador natal y a con todo con el sátrapa lunes, que acecha agazapado.

Un abrazo.

GabySar dijo...

Me gustó mucho este post... volveré para seguir disfrutando... hasta entonces... saludos!!

Carlos dijo...

Bienvenida Gaby y gracias por pasar. (mi segunda amiga santafecina)

Puedes volver cuando quieras.

Ya visitaré yo tus amaneCeres.

Un beso.

nick dijo...

...acuarela del rìo que pintas de...mi dulce romanceeee...
Carlitos, este post me pareciò conocido, como si ya lo hubieras publicado. Leì acuarela y me acordè de esa canciòn que no me acuerdo...¿serà la edad o seràn los años?
Muy musical el poema, muy carpintero el final.
No sè si este cuadro de Vincent sea de "irrevocable" soledad. Tal vez, estè revocado de la misma.
Aùn asì, sigue siendo un lugar que cobija los ojos y el alma.
Tal vez lo haya pintado para que lo revoquemos nosotros.
Un abrazo
Nick Revoquequìck

Carlos dijo...

Querido Nick, no, nunca antes había publicado este soneto (si bien el mismo tiene su ya su tiempo de haber sido escrito) Será que de tanto leerme, ya me intuyes. :)

Lo del final carpintero no lo dirás porque te parezco de madera???.

Respecto de la pintura, pienso que eso es lo maravilloso del arte, que permita tantas interpretaciones como miradas haya.

PD. Casi me olvido de decirte, además de poesías fabrico unas "camisetas personalizadas" que vendo por Internet, tal vez te interese comprar alguna. jajaja.

Un abrazo.

Tere-Teresa dijo...

Precioso Carlos. Precioso. Y destacaría una maravilla: EL SEGUNDO CUARTETO.

"sobra tanto dolor en ésa pieza...."

Fabuloso.

Carlos dijo...

Teresucha, por fín apareciste. A pesar de conocer los motivos de tu ausencia, igual uno no se hace a la idea.

Respecto de lo que dices de mi verso, cariño puro.

Un beso gigante.

nick dijo...

vengo por mi camiseta personalizada...mirà vos, hasta teleìste mi comentario para el flaco ese...
Veo que andàs bien recuperado, tu humor se va ensanchando y agilizando cada dìa màs. Eso me parece mejor que cualquier cosa, porque sin humor (y sin amor) nada sirve para algo.
Un gran abrazo y gracias por las fabulosas camisetas.

Nick Camisetìck

Carlos dijo...

Lo que pasa, Nicky es que yo también lo vi pasar por varios blog con el chiringuito de camisetas.

Tenemos que animarnos nosotros dos y salir a vender las canciones que tenemos hechas juntos Puerta a puerta, blog a blog.

"dele doña no me compra este disquito" y ahí nos largamos a cantar. jaja.

Un abrazo.

Bohemia dijo...

A mí en cambio este cuadro siempre me ha transmitido energia, me ha parecido un universo a todo color...
Salu2

MaleNa Ezcurra dijo...

Son bellas tus emociones, un pasaporte a la melanco. Precioso.

Amo a Vincent desde que respiro, me recuerdo en Amsterdam, hace mil años, cinco días para recorrer su museo, no podía contener las lágrimas, esas que caen despacito y casi nadie nota.
Me conmueven sus pinceladas alucinadas, hablan de su desvarío, capa sobre capa, casi enchastrando la tela, luego la luminosidad.
El Cuarto en Arles, me da ternura, lo percibo niño .

Starry, starry night.
Paint your palette blue and grey,
Look out on a summer’s day...

Carlos dijo...

Querida Bohemia, comentaba más arriba acerca de la maravilla del arte y de la libertad de interpretación de cada persona.

Y lo más bella es que toda miradaes válida.

Gracias por pasar.

Un beso.

Carlos dijo...

Gracias Malú, aún conservo como un bello tesoro aquel power de Vincent que me hiciste llegar. Te acordás???

Starry starry night.

(no sé porque no me cuesta nada imaginarte emocionada)

Un beso de amarillos girasoles.

nick dijo...

Sì, seguramente estàs recuperado.
Doña, me compra el disquito...
Me preocupa tu recuperaciòn...

Te mando una risa, esta vez.

Roma de sol que raja la tierra.
Ciao
Nick Disquìck

Carlos dijo...

Cumpa, cualquier argumento de venta es válido. :)

Baires de sol que entibia el alma.

Jorge Muscia dijo...

Vincent hizo dos versiones de este cuadro, la que vos pones es la que describe en una carta a Theo en octubre de 1888, (mientras espera la llegada de Gauguin a Arles),en esa carta le decía a su hermano que esta tela debía sugerir "el reposo".

El sueño de Van Gogh en ese momento era formar una comunidad de artistas en Arles...
Para cuando pinta esta primer versión hacia como diez días que estaba sin un peso y alimentándose solo con pan y café...a la semana de terminar este trabajo llega Gauguin y se forma una de las parejas creativas mas importantes de la historia del arte.
Solo llegaron a convivir 3 meses, luego vino el episodio de la oreja y la internacion de Vincent.

Van Gogh en otros cuadros utiliza la silla vacía como metáfora de la soledad, lo curioso de este cuadro es que aparecen dos sillas vacías y la ventana entreabierta. Vincent quizás en ese momento esperaba no estar solo...

Mas allá de que cada uno puede interpretar el cuadro de diferentes maneras, tu poema me emociona, y eso "es irrevocable".

Un abrazo complementario.

Carlos dijo...

Jorge, tu explicación le aporta al post un valioso contenido didáctico, que desde ya te agradezco.

En la segunda versión que mencionas, sabes si los cambios son notorios???, cuales son???. (como en el juego de las siete diferencias.

Además, pensando en lo que has escrito, la ventana entreabierta puede simbolizar la esperanza, y si la silla vacía significaba la soledad en este caso las dos sillas podrían estar hablando de una soledad doble.

En una carta que Theo le escribe, después de uno de los tantos episodios de auto daño de su hermano, le consulta acerca de como está, a lo que Vincent le responde que mejor, pero, termina la carta diciéndole: "la tristeza durará para siempre"

En lo atinente a lo personal del poema, que mi verso te haya conmovido es como "una pincelada Muscia" en el centro de mi cuore.

Un gran abrazo, Jorge.

MaleNa Ezcurra dijo...

Permisito, que diga nuevamente.
El comentario del troesma Muscia es esclarecedor, gracias pintor.

Además de la simbología de las "dos " sillas.
Algo que merece ser rescatado, es la ventana entreabierta hacia adentro, lo que implica accesibilidad al mundo exterior, pero es significado que en el afuera no se distingue nada, la habitación parece bastarse a sí misma.

Sobre ella, le escribe a su hermano Theo lo siguiente:

Tengo los ojos fatigados todavía; pero, en fin, tenía una idea nueva en la cabeza y éste es el croquis. (...). Esta vez es simplemente mi dormitorio; sólo que el color debe predominar aquí, dando con su simplificación un estilo más grande a las cosas y para llegar a sugerir el reposo o el sueño en general. En fin, con la vista del cuadro debe descansar la cabeza o más bien la imaginación. Las paredes son de un violeta pálido. El suelo es a cuadros rojos. La madera del lecho y las sillas son de un amarillo de mantequilla fresca; la sábana y las almohadas, limón verde muy claro. La colcha, rojo escarlata. La ventana, verde. El lavabo, anaranjado; la cubeta azul. Las puertas, lilas. Y eso es todo. Nada más en ese cuarto con los postigos cerrados. Lo cuadrado de los muebles debe insistir en la expresión del reposo inquebrantado. Los retratos en la pared, un espejo, una botella y algunos vestidos. El marco, como no hay blanco en el cuadro, será blanco. Esto es para tomarme el desquite del reposo forzado a que he estado obligado. (...) Las sombras y las sombras proyectadas están suprimidas; ha sido coloreado con tintes planos y francos como los crespones.

Sorry Carlos, pero podría hablar horas sobre ciertas obras, aunque siempre les digo a los otros, nada mejor que despojarse y vibrar ante una pintura.

Carlos dijo...

Cara niña de las yemas de colores, no necesitas permiso de ningún tipo para pasar, al contrario, al igual que con Jorge, tus comentarios ayudan y esclarecen. Además, de su carta, puede decirse que escribe como si estuviera pintando.

Y si quieres, puedes hablar horas, siempre hay tiempo para Malena.

Un beso grande.

Jorge Muscia dijo...

Carlitos:
Mi comentario didáctico estaba orientado justamente a poner en ambiente el momento de concepción de ese trabajo, Malenita lo completo al reproducir la carta a Theo que te mencionaba, ( y que yo como un vago no quise transcribir...)
En relación a las dos versiones del cuadro, son bastante similares en cuanto a la composición. Lo que varia un poco son los colores y cambian algunos detalles mínimos, Ej.: la ventana en la imagen tuya esta un poquito mas abierta. Lo curioso es que Vincent en la carta a Theo describe el cuadro "con los postigos cerrados", que es precisamente lo que le da ese reflejo verde amarillo a los vidrios de la ventana, es decir, a través de la ventana no llegamos a ver el mundo exterior, pero si podemos percibir su luminosidad....y la ventana efectivamente esta esperanzadamente entreabierta.
Vincent también describe una elección plástica muy jugada cuando explica que suprime las sombras! (internas y proyectadas).
En tren de delirio, (como es mi costumbre en tu blog :) te digo que yo veo este cuadro como un autorretrato, "un paisaje del interior de Vincent". Una habitación sin sombras, donde "la materia es luz" y esa luz no sigue algunas leyes del mundo exterior. Lo lógico en el mundo real seria que el punto máximo de luz estuviera ubicado en la ventana...pero Vincent coloca los puntos máximos de luz divididos en dos planos, una luz fría en el espejo (que mira al interior de la habitación) y una luz calida en las almohadas (que miran al interior de los sueños;) ambas luces por supuesto no provienen de ningún foco, la materia es luz en si misma...Bueno, y paro acá, porque me pasa como a Male, que podría seguir horas delirando con esta obra.

Tu poesía es una sintesis de lo que debe haberle pasado al cuore de Vincent en esos tres meses de 1888.

Carlos dijo...

Bueno, dada la calidad de los aportes artísticos de los pintores de este post, (Male / Muscia) al cual le han entregado tiempo y dedicación, de manera totalmente deinteresada, el resto de los participantes, nos comprometemos a pagar el almuerzo de los mismos, en la primera oportunidad que se presente. :)

Jorge, compro tu idea de que el cuarto funciona como un autoretrato de Vincent, en el que algunos percibimos una intensa soledad, otros su alma de niño y otros inclusive un estallido de luz.

Bendito entonces el arte que permite tal multiplicidad de miradas.

Desde un punto de vista estrictamente literario, transcribo el final de otro soneto que escribí acerca de van Gogh. (alguna vez, si cabe, lo colgaré completo)

Ni las tardes de Arlés de tanto cielo
atemperan la llaga del desvelo
de las penas que llegan en tropel.
Girasoles... El viento los desgaja;
el pincel tiene filo de navaja,
la navaja, destino de pincel.

Milena dijo...

che... me anoto para compartir el pago del almuerzo de nuestros talentosos pintores....

pero... dale!! de una!!
no se disuelvan en coqueteos virtuales!!!!!!!!

besos a los 3...

mile...

titania dijo...

Hola Carlos de vuelta por poco tiempo.

Didactico este post, un placer leerte , muy buenos aportes de Malena y Jorge.

Besos poeta.

Carlos dijo...

Marche una milanesa con fritas para Milena. :)

Está anotada, señorita y a los postres nos baila una milonga.

Un beso.

Carlos dijo...

Hola Marta, espero que las cosas hayan comenzado de la mejor manera.

Gracias por acercarte a casa, on tan poquito tiempo.

Besos de buena vuelta y de pronto regreso.

MaleNa - La Porteña dijo...

Te enojaste?
No lo hago mas :( Borralo.
Pá te quiero mucho mucho mucho.
Estás bien, anda a caminar por el sol.
J'adore

Tengo ganas de besarte...

Verónica Curutchet dijo...

LLego aquí de la mano de Titania que ha pasado por mi Jardín,y me encuentro con un hermoso blog. Esa pintura también me provoca una sensación de soledad indisoluble y profunda.
Regresaré. Igual que a Titania, te he enlazado para no perderte en el ciberespacio. Una brazo!

Carlos dijo...

Verónica, bienvenida a mi país primero y a mi casa después. Has llegado a ella por un buen camino.

Regresarás, dices, pues entonces te espero.

Un beso grande.

Carlos dijo...

Titania, buen viaje de retorno.

Sabes que tienes las llaves de la casa.

Un beso.

Jorge Muscia dijo...

Vale la aclaración de que mis aportes eran totalmente desinteresados hasta ahora...(je,je).
Esta buena la idea de reunirnos, (yo llevo los libros comestibles) Casellas usted es el D.T.

Desde un punto de vista estrictamente literario, el final del otro soneto también me desgaja.

Un abrazo para vos y un coqueteo virtual para Mile.:)

Carlos dijo...

Jorgito, nunca tuve la menor duda al respecto.

Dadme un tiempito mayor de recuperación y cuando vengan tardecitas más primaverales, "milanga" para todos.

Desde un punto de vista estrictamente literario, me hago cargo de su desgajo y me disculpo por ello.

Acepto tu abrazo y lo retribuyo, pero, habiendo otros Blogs, el administrador de éste no se hace responsable de los coqueteos virtuales que sus lectores cruzan con sus lectoras. :)

Milonga Fina dijo...

Mile, Male, Muscia y Mamarrachito: ¡¡¡PRI!!! :D

Me encantaron el post y los comentarios. Me quedé con ganas de que siguieran y seguramente a varios lectores les habrá ocurrido igual.

Gracias. Los abrazo a todos juntos.
MF

Carlos dijo...

Milon, PRI, qué??? (jajaja)

Si a mí también me gustó la dirección que tomó el post, en una suerte de encaminamiento lírico-pedagógico. :)

Besos docentes y decentes para tí.

No quiero que pesen sobre mí acusaciones de "coqueteo virtual) :)

(sigo charlando contigo por correo)

Laura dijo...

TELEGRAMA DE CONFIRMACION DE RECEPCION

Para: Carlos
De: Laura

Envío llegó en perfecto estado.
El papel celofán me lo guardo, su aroma inspira mucho afecto.
Una plumita estaba suelta, destinada a ser el señalador de tu libro de sueños.
No olvides contarme donde lo encuentro.
Un beso, dulce

Carlos dijo...

Lauri con lo mal que anda el correo en Buenos Aires, tu mensaje me tranquiliza. (pluma incluída)

Justo estaba scanneando la tapa del libro parapoder descargarla, junto con la información de las librerías en la Capital, donde el libro puede adquirirse.

Así pues, estese atenta al próximo capítulo. (aquí debería escucharse música sostendia de suspenso) jajaja.

Un beso en sus alas.

Elena de San Telmo dijo...

Hola Charly

Precioso el poema y los aportes, especialmente el de la carta porque creo que son más de 600 las que escribió Van Gogh a su hermano Theo.

Y mientras leo y miro taradeo: "Loco, loco, loco, como un acróbata demente saltaré
sobre el abismo de tu escote hasta sentir
que enloquecí tu corazón de libertad, ya vas a ver."

Un beso

Ele

Carlos dijo...

Gracias Ele, que alegría verte de nuevo por casa.

"De poetas y de locos
todos tenemos un poco" :)

Un beso grande.

Expresiones. Un Punto de Encuentro dijo...

Oye Carlos:
Absolutamente sorprendido con tu trabajo.
Leí todas tus letras detenidamente y cualquiera es inmensa... pero la primera (cuento en forma descendente) y la de la coleccionista me encantaron
Un gran abrazo de felicitaciones y poesía.
JAIMIE

Carlos dijo...

Querido J. te agradezco el elogioso comentario que has hecho acerca de mis poesías.

Realmente lo valoro.

Te dejo un gran abrazo.

Monica Alvarez dijo...

Hermoso poema dedicado a un gran pintor.Felicidades por tu libro.
Saludos

Carlos dijo...

Muchas gracias Mónica por pasar y por lo que has dicho acerca del poema.

Gracias también por tu alegría por mi libro.

Un beso grande.

Carlos dijo...

Vincent Van Gogh, al igual que Cézanne, también se dejó seducir por la Provenza, en su caso la fuente de inspiración fue la ciudad de Arles, en la que se instaló en 1888, buscando el color y la luz que vio en artistas japoneses.

Consideraba la naturaleza del sur de Francia tan extraordinariamente bella, que afirmaba que no podía pintarla tan bella como era, y que lo absorbía tanto, que sólo podiá dejarse llevar sin regla alguna.

En ese momento comienza un periodo intenso y muy fecundo: realizará más de 300 obras en 15 meses, entre las que se encuentran algunas de las más conocidas, como “Los Girasoles”, “Café la Nuit”, “La Silla de Van Gogh” la Habitación o “la Casa Amarilla”.

Carlos dijo...

En una carta dirigida a su hermano Théo, Vincent explica lo que le incita a pintar una obra semejante: quiere expresar la tranquilidad y resaltar la sencillez de su dormitorio mediante el simbolismo de los colores.

Para ello, describe: «los muros lila pálido, el suelo de un rojo gastado y apagado, las sillas y la cama amarillo de cromo, las almohadas y la sábana verde limón muy pálido, la manta roja sangre, la mesa de aseo anaranjada, la palangana azul, la ventana verde", afirmando: "Había querido expresar un reposo absoluto mediante todos estos tonos diversos».

Carlos dijo...

Arlés

Sus callejuelas estrechas, de vida ajetreada, esconden un impresionante número de monumentos incluidos en la lista de la Unesco del patrimonio mundial.

La ciudad, de unos 52.000 habitantes, se acomoda a orillas del gran Ródano, sobre un promontorio, ajustada por las antiguas murallas romanas. Arlés es una ciudad de luz, fiesta y canciones (entre el 13 y el 19 de julio se celebra el festival de músicas del mundo Les Suds), llena de restaurantes y tiendas que muestran el saber hacer y la artesanía provenzal.

Hay poderosas razones para visitar esta ciudad del sur de Francia que no defrauda.

Van Gogh llegó a Arlés en 1888 y en los 15 meses que residió en la ciudad pintó nada menos que 300 cuadros, algunos de ellos tan famosos como la Noche estrellada y el Café de noche.

Dicen que fue la luz lo que cautivó al pintor, la misma luz que años después sedujo a Picasso; la misma que desde el año 1969 atrae a fotógrafos de todo el mundo a participar cada verano en Les Recontres d’Arles (www.rencontres-arles.com), uno de los más importantes festivales dedicados a la fotografía en el mundo.

Carlos dijo...

El 23 de octubre de 1888 Paul Gauguin llega a Arlés y Van Gogh y él empiezan a pintar juntos. La estancia se prolongará dos meses.

Van Gogh se agotaba pintando, era muy vehemente, psicológicamente inestable y bebía mucha absenta. Gauguin también tenía una carácter fuerte e inestable. Discutieron mucho, muchas veces, celos, frustraciones, y el 23 de diciembre la pelea se hizo violenta.

El incidente es confuso, pero la versión más plausible es que Van Gogh amenazara a Gauguin con una navaja de afeitar y, tras la huida de éste, se seccionara en un delirio parte de la oreja izquierda.

Fue el fin de su convivencia, pero siguieron manteniendo correspondencia epistolar hasta la muerte de Van Gogh en 1890.

El pincel tiene forma de navaja,
la navaja, modales de pincel.

Carlos dijo...

Starry night

https://www.youtube.com/watch?v=DD1ih3Q9otE

Romina dijo...

Amo esta pintura. De hecho, una de las actividades que realicé este año con mis alumnos la tuvo de protagonista. Habrá que repetirla con su soneto!

Carlos dijo...

A mi también me conmueve Romi, no sé porqué me esa visión de soledad extrema me genera una trsiteza tan profunda.

Pobre Vincent.

(Una alegría verte por aquí)

Un beso.